Atlanta salvó un punto en el minuto menos pensado

Atlanta y San Telmo empataron 1 a 1 en Villa Crespo, tras un partido de muy bajo nivel técnico, y con pocas situaciones de gol. San Telmo se había puesto en ventaja gracias a un dudoso penal, y parecía que Atlanta no podía revertirlo. Sin embargo, en el último minuto de descuento, una pifia defensiva tras un pelotazo de Otermín le permitió a Leo Ramos convertir el empate y morigerar así las quejas de los hinchas de Atlanta, que no vieron precisamente la mejor versión de esta temporada. Atlanta resultó una suma de voluntades inconexa.

Por Carlos Stortz

Diego García estuvo en duda hasta el minuto de entrar a la cancha. Pero finalmente se decidió que Altobelli ocupe su lugar. De este modo, Atlanta armó una especie de 4-2-2-2 con Guerra de 5 clásico, Seijas a su izquierda, Altobelli y Peralta algo más adelantados por los costados, y la dupla Pons-Ramos en ataque. San Telmo antepuso un 4-4-2 en el que Melillo, el volante por izquierda se adelantaba y generaba la mejor parte del fútbol visitante. Pero Atlanta no tenía ni a García ni a Rodríguez, los habituales generadores de fútbol, por lo que faltó este ingrediente en el local. Las situaciones de gol eran escasas. Gómez en 9’ debió jugarse ante Acevedo y salvar abajo. En 10’ Ramos le pegó de volea, alto. En 16’ Melillo escapó por izquierda y pateó, pero nuevamente Gómez respondió bien. Enseguida, Guerra tomó un rebote con fuerza, pero se fue desviado. Atlanta mostraba mucha voluntad pero poco fútbol. Mostraba huecos defensivos, especialmente por el costado izquierdo. Exhibía las subidas de Tenaglia como una herramienta presuntamente eficaz, pero el joven marcador de punta no encontraba compañía a la hora de jugar. Altobelli no cumplía como lo había hecho en Platense, Pons peleaba todas pero perdía la mayoría, Peralta y Seijas mostraban el bajón ya evidenciado desde hace un tiempo. La voluntad de Guerra, aún algo peleado con la pelota, sobresalía en este contexto. Entre los 20’ y el final de la etapa no hubo situaciones de gol. El partido cayó en un pozo profundo en el que Atlanta era el que más intenciones tenía, pero parecía insuficiente para poder llegar a cambiar el marcador. Casi lo hace en 43’ cuando Peralta puso un tiro libre desde la derecha dirigido al segundo palo, pero el arquero lo intuyó, la manoteó, y la pelota dio en el travesaño y se fue al córner.

Cuando comenzó el segundo tiempo, se observó claramente que Atlanta perdió la pelota. El tibio dominio que había tenido en la primera etapa se esfumó, y el partido, con San Telmo más cómodo se hizo totalmente anodino. En 12’ Duró puso a Nakache por Altobelli, y en 17’ Pons encabezó una contra acompañado de 4 compañeros. Increiblemente adelantó la pelota y despilfarró lo que pudo ser una jugada de peligro. Y todo se cayó más abajo en 19’ cuando tras un corner y rebotes, Guerra fue a buscar una pelota al mismo tiempo que Ruiz, y elñ 9 cayó aparatosamente. Bermúdez compró y dio penal para San Telmo. El remate se postergó por algunas riñas personales, y recién en 21’ llegó el disparo de Martínez al medio para poner el 1 a 0. Si Atlanta no podía con el cero en contra, menos parecía poder con el gol de San Telmo. Atlanta se acercaba con cuentagotas a la valla de De Maneses, solo se vio en ese tiempo un cabezazo de Otermín desviado tras un tiro libre. Los cambios que intentó Duró, con el ingreso de Cequeira y Tolosa terminaron empeorando aún más el juego bohemio, que además quedó con una línea de 3 que metía miedo cada vez que San Telmo se disponía a atacar. En 32’ justamente un error de Gómez que corrió la pelota al costado y no la ganó casi termina en el segundo de San Telmo. Atlanta mostró alguna reacción recién a los 41’ cuando un centro de Tenaglia casi se mete en el ángulo de De Maneses, pero el arquero alcanzo a adivinarlo. Parecía que nada más pasaría, aún con los 6’ de descuento que Bermúdez otorgó (cada cambio de San Telmo implicaba una camilla que venía a buscar al jugador a ser reemplazado, que caía fulminado en el medio del campo cuando veía su placa con el cambio). Inclusive en 47’ Mató quedó solo tras una gran jugada de Kissner, pero el ingresado desaprovechó rematando al cuerpo de Gómez. Volvió a tenerlo San Telmo, pero el remate se fue alto. Y en 50’ Alonso cometió una segunda falta y se fue expulsado. Parecía que todo terminaba con el triunfo de San Telmo. Pero llegó el sexto minuto de descuento, Gómez que apuró la salida con Otermín, y el 6 que mandó el pelotazo arriba. Callegari pifió el rechazo y permitió el acceso de Ramos que al enfrentar al arquero lo vulneró tocándola por encima. Los jugadores y allegados de San Telmo no lo podían creer (esbozaron alguna queja por el descuento otorgado), los hinchas de Atlanta también tenían dificultades para entenderlo. Se terminó festejando haber salvado un punto. Pero Atlanta quedó en deuda con el fútbol. Esperemos que este vuelva con el regreso de García, aunque habrá una suma de suspensiones para enfrentar el sábado al inesperado escolta de Morón. Atlanta debe mejorar para llegar al menos al octogonal, y hacerlo con chances.

SÍNTESIS

Atlanta 1: A.Gómez; Tenaglia, Alonso, Otermín y G.Sánchez (ST 31’ Tolosa); Guerra y Seijas (ST 22’ Cequeira); Altobelli (ST 12’ Nakache) y Peralta; Pons y L.Ramos. DT: Guillermo Duró. No ingresaron: Brambatti, Gogna, Igartúa y Barría

San Telmo 1: De Maneses; Niz, Esteban, Callegari y Wagner; A.Martínez (ST 40’ Mató), De Tomaso, R.González y Melillo; Ruiz (ST 28’ Susmal) y Acevedo (ST 37’ Kissner). DT: Jorge Franzoni. No ingresaron: Matinella, Callegari Torre, Correa y Segundo.

 

Goles: ST 21’ A.Martínez (de penal, S), 51’ Ramos (A)

Expulsado: ST 50’ Alonso (A)

Amonestados: R.González, Wagner, Niz, Melillo y Acevedo (San Telmo) G.Sánchez, Guerra y Ramos (Atlanta)

Arbitro: Germán Bermúdez.

Cancha: Atlanta.