Vuelta al trabajo

Tras descansar el fin de semana, Atlanta volvió al trabajo en el predio Antonio Carbone, con la cabeza puesta en el partido ante Chacarita del próximo lunes.

El plantel se realizó hisopados de rutina que arrojaron resultados positivos de Leo Flores y Capdevilla. Por su parte, Matías Flores está aislado por contacto estrecho con sus padres, que transitan COVID; mientras que Lucas Ríos sufre de una fractura en el cuarto metacarpiano de la mano izquierda, que estará inmovilizada por al menos dos semanas. Hasta el momento, la única baja en el plantel es Medina, quien rescindió contrato con el club.

La buena del día es que Pancho Rago evoluciona favorablemente, en la semana previa al clásico.